.

Catálogo de Servicios

Top News

jueves, 25 de febrero de 2016

Identifica tu Mercado



Uno de los principales problemas de las empresas que abren sus puertas al público por primera vez, no es tener un mal producto, muchas veces, es excelente, sin embargo, en muchas ocasiones no logran despegar porque no logran identificar a su púbico.

En un ejemplo rápido, es como si una empresa dedicada a la venta de alimento para perros, enfocara su publicidad en anuncios y mensajes dedicados a personas dueñas de gatos.

Aunque suene un tanto ridículo, es un problema muy común, he de ahí la importancia de identificar al público meta adecuado para tu producto o servicio. 

Pero quien es nuestro público meta, nuestro mercado, es un grupo de personas que quieren y/o necesitan lo que nosotros podemos ofrecer y, por esa razón, serán más propensos a comprar nuestros productos o a contratar nuestros servicios.

Cualquier marca o profesional debe saber cuál es su mercado, para que todos los esfuerzos e inversiones que realice en cuanto a publicidad, marketing y otros medios de difusión, lleguen a las personas indicadas y no se pierdan en el limbo. No sólo tenemos que saber que vamos decir, sino también a quien y en donde se lo decimos.

Identificar a nuestro público meta no es difícil, sin embargo, son pocas las nuevas empresas, e incluso, las que ya tienen cierto tiempo en el mercado, las que se toman el tiempo para descubrir si sus estrategias están llegando a las personas correctas.

Lo primero es identificar las necesidades que cubren nuestros productos o servicios, y a partir de ahí definir las características de nuestros clientes potenciales, tomando en cuenta siempre: Edad, género, nivel de ingresos, estudios, hábitos de compra, ocupación o profesión, estado civil, situación familiar (hijos o sin hijos), ubicación geográfica, grupo étnico, afiliaciones o inclinaciones políticas, aficiones e intereses.

Si bien no se deben tomar siempre todos esos parámetros, es necesario determinar cuáles son los más importantes, y tratar de ser lo más enfáticos en dichos puntos. 

Por ejemplo, si lo que se quiere vender es un producto para la limpieza del hogar, el público meta serán las mujeres amas de casa; el rango de edad se puede determina con las estadísticas de dependencias como el Instituto Nacional de Estadísticas y Geografía (Inegi), para conocer en que rango de edad las mujeres empiezan a tener hijos en nuestra localidad. 

Con estos dos simples factores, la estrategia de publicidad puede tener un giro de 180 grados, ya que no es lo mismo vender productos de limpieza a mujeres de 30 a 40 años, que a amas de casa de 20 a 30, esa puede ser la diferencia entre mucha ganancia y poca inversión, o mucha inversión y muy poca ganancia.

No hay comentarios.: